Peña Federación Vélez Sarsfield de Hattrick

Peña Federación Vélez Sarsfield de Hattrick

1042 369 306

VOLVER A SER

Rodrigo Javier Martínez, 27-08-2019
Había que ganar y se ganó. En el medio "pasaron cosas" pero el resultado fue mas que positivo. ¿Las razones? Se sumó, se calmaron las aguas y se recuperó cierto nivel de juego. De cualquier manera Vélez cuenta con una enfermedad crónica que hace que la Gringoneta se transforme en la Posesioneta y le resulta difícil salir de ese papel.
La realidad es que, yendo al juego, Vélez fue claro dominador del partido, desde el minuto 1 hasta el final del partido aunque en el medio se sufrió por errores propios y no por virtudes ajenas, algo ya común para el espectador fortinero esto de ver como el equipo es superior, pero no golpea y se deja golpear. Pero a diferencia de partidos anteriores Vélez contó con un rival muy inferior y puntos individuales, propios, muy altos. Lo de Nicolás Dominguez le hace pensar a uno que la dirigencia debe estar, YA, pensando en un refuerzo porque dudo que podamos retenerlo en el próximo mercado de pases. Estamos ante el jugador TOTAL: llegada al gol, despliegue, inteligencia, buena definición, entrega, quite, un jugador completo que, hoy por hoy, es EL jugador de Vélez. A la gran figura se sumo la gran actuación del Tigre Romero, el criterio de Guidara y el correcto partido de Ortega, el sacrificio de Bouzat y el buen partido de Janson. Pero en el medio, tras el golazo de Dominguez, hubo un penal naif de Gianetti y Maxi Rodriguez, tras la atajada de Hoyos, cambio el rebote por gol y Vélez, nuevamente, se llevaba solo un punto en un trámite favorable que daba para 3.
El comienzo del segundo tiempo era una continuación de nuestra película preferida, la posesión sin profundidad, pero, por primera vez en mucho tiempo, Heinze acertó con un cambio y Gago debutó en Vélez. La salida de Gimenez le sacó a al equipo tenencia, pero le dio, con Gago, mucho mas criterio para cambiar esa cadencia constante e ir para adelante. Pintita tomo la manija y, con criterio, cambió posesión por circulación de pelota, pases punzantes y adelantó las lineas para estar mas cerca del arco de Aguerre. Y en ese plan Romero salió rápido, de contra, tras ser habilitado por Dominguez, hizo la pausa, pensó y habilitó a Janson que con un centro perfecto lo dejo solo de frente al arco a Nico que fusiló de cabeza la valla visitante. Tras el gol crecieron varias figuras, incluso la de Robertone, de mediocre primer tiempo, para cerrar el resultado con una pinturita de TODO el equipo que finalizó Janson con una exquisita definición.
Párrafo aparte para el impartidor de justicia. Ya es habitual y debe convertirse en un estilo de proclama semanal: Basta de arbitrajes nefastos. Ridícula actuación, que rozaba lo patético, del señor Delfino. Protagonismo, fallos increíbles. Cobró un penalcito, pero siempre en contra de Vélez. Repetimos nuestro pedido habitual de pisar firme en AFA para evitar estas actuaciones lastimosas de un referato que ya roza lo tragicómico.
Pero lo importante es que se ganó, que se recuperaron actuaciones individuales, que volvió a encontrarse un funcionamiento colectivo acorde al cierre del torneo anterior y, principalmente, que volvió a sonar La Chola, porque detrás de todo esto lo que importa es la gente, que siempre está y nunca da la espalda.

00438 486692404c